Daddy Yankee y uno de los momentos más dolorosos de su vida

Hoy es una de las estrellas más importantes del reggaetón, pero antes de ello, Daddy Yankee deseaba dedicarse al deporte. ¿Qué lo detuvo?: una tragedia que el intérprete recuerda como toda una lección de vida.

“Lamentablemente fui víctima de una balacera. Estuve en medio de la balacera y ahí vienen los momentos de frustraciones míos porque yo apuntaba más a ser deportista”, comenzó a narrar el puertorriqueño en un show de televisión.

Ahí, alejándose un poco del tono bromista del show, el creador del “Shakey, Shakey” contó que, inesperadamente, un hombre adicto a las drogas fue quien lo rescató, razón por la que aprendió a no juzgar a las personas y a ayudar a quien lo necesite.

“Tuve que esconderme debajo de un carro y hacer un montón de cosas para salvar mi vida e irónicamente el que me ayuda es un adicto (a drogas)”, agregó Yankee.

Hoy, esta lección lo ha llevado a entregar cada año becas para que jóvenes de pocos recursos terminen sus estudios. A través de su fundación Corazón Guerrero, el cantante ha hecho realidad el sueño de cientos de jóvenes en Puerto Rico y recientemente, lo hizo con el chico Ricardo Bermúdez Sepúlveda, quien se graduó de la Universidad del Turabo con honores y que, durante su discurso, agradeció a su ídolo

Deja tu comentario

También te gustaría